Suscripción
Redes Sociales Redes Sociales Redes Sociales Redes Sociales
Forratec S.A.
Forratec S.A.
19·03·2016 272
Conveniencia del abonado y la fertilización en el cultivo de la alfalfa

R. FANLO, J. LLOVERAS y C. CHOCARRO
Centre UdL-IRTA. Lleida

Fuente: Vida Rural - España
Forratec S.A.
En este artículo exponemos los resultados de tres años de experimentación en un cultivo de alfalfa con sistema de regadío estival, en el Valle medio del Ebro.
El objetivo ha sido comprobar hasta qué punto la utilización de herbicida y de abonado mejora la producción (en materia seca) y la calidad (porcentaje de proteína) en el forraje de alfalfa cultivado.


La producción de alfalfa (Medicago sativa L.) es uno de los cultivos más frecuentes en los regadíos peninsulares sobre suelos básicos y neutros; entre ellos se encuentran los del Valle del Ebro, que si la climatología es favorable permite obtener entre seis y siete aprovechamientos por año. Este forraje se utilizaba, tradicionalmente, para la producción de heno, sin embargo, en los últimos veinte años, debido a las ayudas comunitarias se destina principalmente a la deshidratación (Ollé, 2002), para su posterior venta. En raras ocasiones, es aprovechada mediante pastoreo directo (Chocarro et al., 2005).

A pesar de ser la alfalfa una leguminosa, se suelen aplicar dosis reducidas de abonado nitrogenado al final del invierno, con la idea de que este aporte facilitará el rebrote después de la parada invernal.

Además, el valor económico del heno de alfalfa, se incrementa en función de su contenido en proteína bruta. Por ello los agricultores realizan tratamientos herbicidas para disminuir el contenido de malas hierbas, que poseen menor calidad que la alfalfa (Fanlo et al., 1999).
Forratec S.A.
Material y métodos

El ensayo se llevó a cabo en campos experimentales del centro de investigación UdLIRTA en la localidad de Gimenells (Lleida) (41º 39' N, 0º 51' E) a 254 m de altitud sobre suelos de tipo Calcixerollic xerochrepts. El clima corresponde, según la clasificación de Papadakis, a un invierno "cebada fresco" y verano "algodón menos cálido", que permite el cultivo de alfalfa bajo regadío.

La alfalfa se sembró en el otoño de 2005, por lo que los datos corresponden al segundo, tercer y cuarto año de cultivo. El diseño experimental fue una parcela subdividida con tres factores (variedad, abonado y herbicida) y con cuatro repeticiones.

El abonado fue la subparcela donde se aleatorizaron las variedades (Ampurdán y Aragón) y los tratamientos de herbicidas (sin y con), obteniéndose un total de 32 muestras cada año y cada muestreo.

La materia activa del herbicida utilizado fue hexazinona 90% SP en dosis de 1l ha-1 (en el invierno del 2007) y en enero de 2008 y 2009 se utilizó imazamox 4% p/v SL a 1,25l ha-1.

Las muestras para el cálculo de producción y calidad, se realizaron a finales de abril (corte de limpieza) y primera semana de junio (primer corte para deshidratadora). Posteriormente, el forraje se secaba en estufa de aire forzado a 65º durante 48 horas, para su pesaje posterior y análisis de contenido en proteína bruta (PB) y fibra bruta (FB) mediante tecnología NIRS.
Forratec S.A. Forratec S.A.
Resultados

Efectos sobre la producción
Los resultados muestran que no hubo diferencias significativas, ni entre bloques ni entre variedades, en lo que respecta a la producción de materia seca (MS), aunque la variedad Ampurdán presenta una tendencia a producir mayor forraje en los primeros cortes de primavera. Este tipo de resultados se obtuvieron también en distintos ensayos de variedades (Lloveras et al., 1998).

En cuanto al efecto del abonado sobre la producción de MS no se encontraron diferencias significativas, aunque otros estudios (Lloveras et al., 2006) obtuvieron un efecto positivo sobre la producción mediante la aplicación del abonado nitrogenado al final del invierno, ya que aumentaba la proporción de malas hierbas.

El cuadro 1 muestra que, en el conjunto del experimento, la aplicación del herbicida no afecta a la producción total de MS, tanto en el primer como en el segundo corte. Únicamente hemos detectado diferencias significativas en el año 2009.

Las diferencias interanuales son significativas en 2007 respecto a los otros dos años (2008 y 2009), presentando menos producción de MS (1.290,43 kg ha-1 frente a 3.202,60 y 3.332,48 kg ha-1 NS).

[...]
SEGUIR LEYENDO
Compartir en Facebook - Forratec S.A. Compartir en Twitter - Forratec S.A.

Forratec ® | 2016 - www.forratec.com.ar | Todos los derechos reservados